No

Este es el último artículo que decidí dedicar a una problemática que hoy en día aqueja a muchos empresarios, emprendedores y trabajadores: la falta de tiempo. Aunque he recalcado en las otras dos secciones de este seriado, que definitivamente este problema si existe, considero también que parte de la problemática está dada en un mal manejo del tiempo. Por esta razón he venido dando una serie de consejos para que hagamos un mejor manejo de este recurso limitado.

Hoy presentaré el último de estos consejos. Sin embargo, a diferencia de los anteriores, este no es una buena práctica par hacer un mejor manejo del tiempo, pero si algo que debemos aprender, siendo conscientes nuevamente, de que nuestro tiempo es un recurso limitado.

 

Aprenda a decir No

Aprenda a decir No. Este es mi consejo final. Desafortunadamente en este mundo tan globalizado y tan activo, nos hemos ido acostumbrando a ser superhombres y supermujeres que podemos con todo. Sin embargo vuelvo a repetir algo que parece que hubiéramos olvidado: el tiempo es un recurso limitado.

Así nos hemos ido acostumbrando a aceptar todas las labores que nos solicitan y nos da pena decir “No”. Recuerde que “no” también es una respuesta y que nosotros no somos ni superhombres ni supermujeres que podemos hacer todo lo que se nos pida. Esto no quiere decir que de ahora en adelante usted a todo diga que no, pero si que sea consiente del tiempo que tiene y de lo que puede llegar a hacer y no hacer en este.

Seguramente al principio la gente no estará acostumbrada a esta respuesta, pero usted podrá de una forma muy decente exponer las razones por las cuales no podrá llevar a cabo dicha actividad o porqué no la puede realizar en el tiempo que la otra persona espera que lo haga. Igual considero que es una buena práctica pues es mejor cumplirle a las personas y no quedarles mal por una incorrecta planificación y falta de tiempo.

 

Espero que todos los consejos que le he ido presentando en este seriado le sean útiles. Practíquelos y verá como mejora el manejo de su tiempo.

Imagen tomada de Flickr.com

 

Deja un comentario